lunes, 4 de noviembre de 2013

Hannibal (Thomas Harris)

AUTOR: Thomas Harris
TÍTULO ORIGINAL: Hannibal
GÉNERO: Novela policiaca, Suspense
AÑO: 1999

RESUMEN: Han pasado siete años desde que la agente del FBI, Clarice Starling, conociera a Hannibal Lecter en un hospital de máxima seguridad y éste se escapara de su encarcelamiento tras ayudarla a atrapar al asesino en serie “Buffalo Bill”. Durante este tiempo nadie ha tenido noticias de Lecter, sin embargo tras la caída en desgracia del Clarice, decide salir de las sombras para ayudarla nuevamente. Mason Verger, un multimillonario sádico y única víctima que ha sobrevivido a los ataques de Hannibal, planea la venganza contra el doctor, para lo cual se servirá de aquello a lo que Lecter parece tenerle más cariño…

Atención a partir de aquí abundan los Spoilers

TEMAS: En este libro Thomas Harris le da una vuelta de tuerca a la historia de La bella y la bestia añadiendo una visión particular: tal vez la única forma de que estos personajes pudieran estar juntos sería que la bella se bestializara y la bestia se humanizara.

Harris pone en manos de Mason Verger toda la crueldad que se pueda llegar a imaginar en un ser humano: sádico, cruel, martirizador de niños, incestuoso y violador. Si fuera tan sólo un poco peor, sería el diablo. Además, une sutilmente este extremo sadismo con la educación infantil y la crueldad hacia los animales, desembocándolo en un total desprecio hacia cualquier forma de vida que no sea la propia.

OPINIÓN PERSONAL:
Resumo rápidamente: este libro me ha decepcionado mucho. Si tuviera que poner un slogan a la novela sería “vivieron felices y comieron perdices”, y esto no es que pegue mucho en un libro de Hannibal Lecter.

Con El silencio de los corderos me quedé atrapada con la personalidad del doctor Lecter, así que ni corta ni perezosa me dispuse a continuar con la saga. En la biblioteca encontré el libro siguiente, Hannibal. Y aquí llega mi primera decepción, aunque no la peor. Esperaba que un libro que se llama Hannibal se centrara básicamente en El caníbal, pero no es así: el doctor no empieza a cobrar un serio protagonismo hasta el último tercio del libro, antes apenas nos regala algo de sus agudos comentarios. Culpa mía por tener ideas preconcebidas.

Pero lo que me ha herido en el alma es el final del libro. Thomas Harris provoca un cambio en las personalidades de los personajes que no pega ni con Superglue, son forzadas y sencillamente increíbles. Atención spoiler (y de los grandes): lo siento, pero no me imagino a Starling disfrutando risueña de un cerebro humano aderezado con perejil por muy repugnante que sea el tío propietario del susodicho cerebro, ni a Lecter como a un enamorado adolescente chupeteando pezones.
Thomas Harris

Aunque creo que lo que menos me ha gustado es la humanización de Lecter a lo largo de la novela. Antes temíamos a Lecter, un ser cruel e inteligente con su propia visión de la vida y de la muerte. En Hannibal, el autor  nos asegura que:

 “De hecho, no existe consenso en la comunidad psiquiátrica respecto a si el doctor Lecter puede ser considerado un ser humano”. 

Pues la respuesta parece ser que sí, que es humano. A lo largo del libro vamos conociendo la vida pasada de Hannibal, descubriendo a grandes rasgos el acontecimiento traumático que vivió y que lo convirtió en ese asesino. Incluso presenciamos a un Hannibal que tiene ¡pesadillas! (jamás lo habría creído posible). Y ese es el problema: se le despoja de su monstruosidad y se le humaniza; se convierte simplemente en un hombre traumatizado por un hecho horrible, un psicópata más, tal vez de mayor brillantez e inteligencia que sus “colegas” pero con su misma esencia. En la contraportada hay una frase de Stephen King que asegura que “Hannibal es el Conde Drácula de la era de los ordenadores y los teléfonos móviles”. Bien, pues después de este libro ya no.

En cuanto a la historia en sí, no esta mal. Tiene intriga y está bien construida. El autor juega un poco con el lector y en ocasiones cambia de la narración en tercera persona a primera persona del plural con el objetivo de meternos en la trama. Al principio estos cambios me descolocaban pero después me parecieron interesantes.

Lo que digo, al igual que el autor al final de la novela es:

Podemos estar contentos de seguir vivos con lo hemos visto”.

¿LO RECOMENDARÍA?: Creo que no.

VALORACIÓN:

2 comentarios:

  1. Si no recuerdo mal, lo leí hace ya bastantes años y, aunque como dices cumple como thriller, en ese ritmo y esa intriga, no terminó de llenarme demasiado. Pese a Lecter, que me parece un personaje tremendo. Quizás por esa poca participación en la novela que mencionas.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Esa poca participación para mí fue una gran decepción y el final no me gustó nada de nada... voy a proponerle a Thomas Harris que haga un remake :-D

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar tu comentario. Me reservo el derecho de eliminar los comentarios que contengan spam o los que sean ofensivos.