jueves, 21 de noviembre de 2013

Las aventuras del juez Di en la China del siglo VII

Hoy quiero hablaros de unos libros de misterio. Se trata de las novelas que conforman la serie conocida como Las aventuras del juez Di en la China del siglo VII. Se trata de una serie de libros de trama detectivesca, a lo Sherlock Holmes. El papel de detective lo lleva a cabo el juez Di y las aventuras son la resolución de los casos en los que éste se ve envuelto (en la mayoría de las ocasiones debido a su trabajo como juez), que transcurren en la lejana cultura de la China medieval del siglo VII.

Estos libros están escritos por Robert Van Gulik (1910-1967). Van Gulik fue secretario de la legación de Asuntos Exteriores de Holanda en Tokio y posteriormente ocupó otros cargos diplomáticos en Estados Unidos, India, Líbano y Holanda. En 1948, este diplomático y sinólogo, halló una serie de textos anteriores al siglo XVIII en los que se narraban varios misterios sin resolver situados en diversos puntos de China en el siglo VII. A partir de este material y de la existencia histórica del juez Di (630-700 d.C) el autor creó estas novelas.



Así, el juez Di en cada novela, normalmente, se ve inmerso en la resolución de tres enigmas (los cuales muchas veces se entrelazan entre sí) siguiendo la tradición de las novelas chinas de detectives, al contrario de lo que sucede en Occidente donde lo normal es que el detective se ocupe de un solo caso. Una de las mejores cosas de estos libros es que nos acercan una cultura tan remota como la de la china medieval, aportándonos curiosidades sobre la vida en aquella época, y no exclusivamente a través de la narración de la historia sino también por las aclaraciones y curiosidades con las que Van Gulik nos regala en el epílogo de cada novela (unos más extensos e interesantes que otros). Conocemos así, por ejemplo, la costumbre del matrimonio póstumo en la que si en un matrimonio concertado uno de los prometidos moría antes de llegar a casarse, el otro pretendiente contraía igualmente con él un matrimonio póstumo. O cómo la tortura era un medio aprobado legalmente para la obtención de la confesión de un delito siempre que el reo no muriera (en cuyo caso el juez que había autorizado la tortura estaría en un grave aprieto que podría conllevarle la pena capital).

Ilustración interior de Los asesinos
de la campana china
.

Estas novelas han sido editadas en diversas ocasiones en español, pero yo tengo la serie de Edhasa en tapa dura.  La cubierta de esta edición es realmente bonita aunque no sé si lo apreciaréis en las imágenes. En el interior encontramos diversas ilustraciones, unos dibujos sencillos pero vistosos, que por lo visto son reproducciones de las realizadas por el propio Van Gulik. Antes de comenzar con las historias tenemos una relación de los principales personajes que aparecen en cada caso (que como mencioné anteriormente suelen ser tres), lo cual he agradecido en varias ocasiones. Edhasa ha ido sacando diversos tomos  a lo largo de varios años pero lamentablemente ha frenado, al menos de momento, la colección en el tomo 7 (¿será la crisis?).

Tal vez la narración empleada en estas novelas no sea tan potente como la de Conan Doyle pero yo os invito a que les echéis un vistazo. Yo he pasado buenos ratos sumergida en su lectura. Se trata de novelas cortas y fáciles de leer, en las que no hay grandes descripciones y la trama es directa e intensa. Los libros, además, son totalmente independientes entre sí (más allá de algunos personajes recurrentes) por lo cual podéis leerlos en el orden que se os antoje, y empezar por la aventura que más os llame la atención. A mí me han gustado especialmente los tres últimos tomos:  Los asesinos de la campana china, El misterio del pabellón rojo y La perla del emperador.


Para los más fans de este detective chino os dejo un par de páginas dedicadas a esta serie de libros. Son páginas de países en los que las aventuras del juez Di son más conocidas y ninguna de ellas está en español, qué se le va a hacer, aunque existe la posibilidad de elegir como idioma el inglés y sino… ahí tenemos el Google translator.

http://www.judge-dee.com/index.php?lng=fr

http://www.judge-dee.info/welcome/index.jsp

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar tu comentario. Me reservo el derecho de eliminar los comentarios que contengan spam o los que sean ofensivos.